AUTOR: Language Solutions
0 COMENTARIOS
Utilizar los créditos Fundae para bonificar la formación de idiomas

¿Tus empleados necesitan formación de idiomas?, ¿quieres utilizar tus créditos Fundae para bonificar? Has llegado al lugar adecuado.

Empecemos por hablar de los créditos:
¿Qué son? tu empresa tiene derecho a un crédito anual para realizar formación para sus trabajadores que varía en función del número de trabajadores en plantilla y en función de la cotización por formación que se haya realizado durante el ejercicio anterior.

Es dinero de la empresa y puedes gastarlo como necesites según los costes máximos por participante y la hora de formación. Éstos se establecen según la modalidad (presencial, telefónica, online, etc.) y el nivel de formación (básica o superior).

En caso de no utilizar ese crédito durante el año, se pierde.

¡Pero no se trata de gastar por gastar! Lo importante de un curso es que cumpla con las necesidades formativas de la empresa y del alumno; por eso, valora adecuadamente el tipo de formación que necesitan los trabajadores (presencial, telefónica, intensiva, etc.)  y, sobre todo, valora que la formación para el trabajador sea de calidad, porque es la única forma de que le sea útil (en esta entrada de blog hablamos de la calidad de la formación de idiomas en empresas).

Está claro que una buena formación deja huella en el alumnado, tanto a nivel personal como profesional. Recuerda que la formación de idiomas:

  1. Suponer una mejora profesional para el trabajador.
  2. Ayuda a redirigir la carrera de un trabajador.
  3. Es una herramienta de motivación.
  4. Es una puesta al día o un mantenimiento de conocimientos.
  5. Supone un beneficio para la empresa.

Una vez que hayas decidido qué formación necesitas y el colectivo para el que quieres realizar la formación de idiomas, nuestra recomendación es que elijas un proveedor externo que te ofrezca:

  • Detección de necesidades por grupo y prueba de nivel.
  • Diseño de un plan anual de formación con contenidos y objetivos claros.
  • Gestión íntegra de la formación y del profesorado.
  • Herramientas de control y de facturación online, te facilitará el seguimiento.
  • Controles de calidad y efectividad de la inversión.

¿Cómo bonificarte?
Según la propia Fundae (el organismo estatal responsable del control y gestión de las bonificaciones) hay 3 formas de organizar y bonificar la formación.

  1. La propia empresa (o sea, tú).
  2. Una entidad externa (como nosotros).
  3. En conjunto con un grupo empresarial, si se pertenece a uno.

En cualquier caso, Fundae lo explica mucho mejor en este apartado de su página web ¿Cómo bonificarte? La bonificación en 8 pasos.

¿Y el precio? ¿Cómo saber si un proveedor de idiomas es caro o barato?
Lo más común es que encuentres más o menos lo mismos precios y servicios muy similares. Es indudable que bonificar la formación es una buena herramienta para fomentar la formación continua de los trabajadores, pero lo importante no es que sea gratis o 100% bonificable, lo importante es la calidad: del profesorado, de las herramientas de online para el control y gestión, de la detección de las necesidades, del desarrollo del plan de formación, de los contenidos, y de su evaluación, etc.

El coste de la formación se corresponde con la calidad de la misma.

LS España llevamos impartiendo formación de idiomas sólo para empresas desde el año 2000. A día de hoy seguimos recibiendo publicidad de empresas que siguen alimentando algunos mitos sobre la bonificación de cursos y que nos gustaría aclarar:

¿La formación bonificada es gratis?
No. Para bonificarla no debe tener coste para el trabajador, porque ya cotizó por ella. La empresa sí paga por la formación para después solicitar que se le bonifique ese importe en las cuentas de la seguridad social.

¿La formación de idiomas es 100% bonificable?
Sí, pero sólo para empresas con un tamaño entre 6 y 9 trabajadores y para la formación presencial.
Según el balance anual de Fundae de 2015 (el más reciente), desciende por segundo año consecutivo el número de empresas participantes (32.000 empresas menos que en 2014), el 95% de ellas son empresas con menos de 10 empleados. 

Por último, no olvides que la bonificación conlleva unas obligaciones de las que seremos responsables durante varios años, incluso contratando a un proveedor externo para que la gestione:

  • Someterse a los controles e inspecciones de Fundae.
  • Llevar al día las obligaciones con Hacienda y la Seguridad Social.
  • Identificar la formación y bonificación en una cuenta contable separada.
  • Custodiar todos los documentos que justifiquen la formación durante 4 años.

Agota el crédito pendiente de tu empresa con algunos de nuestros cursos intensivos de inglés de negocios, con nuestros talleres de habilidades de 3 horas, o con charlas y desayunos en inglés. Descarga aquí nuestro catálogo.

Si te gustaría saber más sobre nosotros, puedes solicitar aquí conocernos sin compromiso, estaremos encantados de asesorarte.
Si te gusta este artículo, por favor compártelo en tus redes profesionales.

AUTOR: Language Solutions
0 COMENTARIOS
La clave de la mejor formación de idiomas – Language Solutions España

El pasado 5 de octubre se celebró el Día Mundial de los Docentes, para mostrarles nuestro apoyo queremos dedicar nuestro blog del mes de octubre a mostrar el punto de vista, y la importancia del profesor en la formación de idiomas para empresas.

La formación de idiomas ayuda a las empresas a conseguir sus objetivos de comunicación y el crecimiento profesional de sus trabajadores. Pero no basta con contratar a un profesor nativo, se necesita un servicio que comprenda tus necesidades y las de tu empresa.

A menudo los departamentos de Gestión de Personas o Recursos Humanos tienen demasiados frentes abiertos y poco tiempo físico para dedicarle a cada tema. Son tantas las combinaciones de especialidades, departamentos, tipos de trabajadores, personalidades, los tipos de necesidades… que gestionar formación a menudo se transforma en una de las tareas que más tiempo requieren y una de las más difíciles de llevar a cabo de forma eficiente.

En estas circunstancias, uno de los problemas más comunes en casi todas las empresas (según comentó una de nuestras mejores profesoras durante esta entrevista), es que se organizan los grupos en base a los horarios que tienen libres los alumnos, y no en base al nivel MERC detectado en las pruebas de nivel. El resultado: aunque el profesor sea nativo, se hace muy difícil la enseñanza y de este modo muy pocos alumnos aprovechan las clases.
 

Para evitar este tipo de problemas lo mejor es dejarte asesorar por tu proveedor de idiomas. Un buen proveedor no debe ofrecerte sólo un profesor nativo, debe ser capaz de aconsejarte en todo el proceso formativo, necesitas que te ayude a diseñar, a organizar, a plantear objetivos de formación, que te facilite herramientas en la nube y reuniones para la evaluación, el control y el seguimiento. Y lo más importante: necesitas buenos formadores en todas tus clases.

Está comprobado, la figura del profesor es clave.

No es fácil conseguirlo. Por tanto, al tiempo que diseñas tu plan anual de formación reúnete con tu proveedor para desarrollar un plan anual específico de idiomas. Reunirte y planificar te ayudará a tener el plan de formación más eficiente, el proveedor tendrá tiempo para asignar a los mejores formadores para cada formación y finalmente los alumnos tendrán los profesores mejor cualificados para la actividad de tu empresa, comprometidos con la formación de tus alumnos.

En muchas de las conversaciones que tenemos con posibles clientes a diario nos encontramos con que las empresas prefieren tener el mismo formador muchos años.

Imaginemos una empresa que lleva 3 años con el mismo formador de inglés, ¿significa que recibe las mejores clases?

No está mal si funciona y si los alumnos aprenden pero no es lo recomendable para el alumno. Un formador en una entrevista nos confesó que llevaba tanto tiempo trabajando con los mismos alumnos que podría haberles enseñado un idioma que no existe y nadie se habría quejado o lo habría puesto en duda.

Ahora imaginemos una empresa cuyo profesor es distinto cada 6 meses (todos son nativos y están cualificados) ¿es positivo cambiar cada poco tiempo?

La respuesta es no a todos los niveles: ni para el alumno, ni para el profesor y ni para el dpto. de RRHH. Una alta rotación de profesores de idiomas supone:

  • Un sobreesfuerzo para todos los implicados en la organización de las clases.
  • Genera estrés y mala imagen en los Responsables de la Formación.
  • Proyecta mala imagen en directivos y alumnos.
  • Suele provocar desmotivación y abandono de las clases por parte de los alumnos.
  • Una baja asistencia impide que las clases se puedan bonificar ante la FUNDAE.
  • Supone una pérdida de tiempo de los trabajadores y de dinero para la empresa.

Entonces, ¿cada cuánto tiempo es recomendable cambiar de profesores en las clases de la empresa?


La duración ideal es la de un curso de unas 120 horas, que en una empresa promedio equivale más o menos a dos cursos académicos.
Un buen ejemplo de esto es la educación preescolar y la primaria, ¿en qué colegio tienes un profesor durante 5 o 10 años? En ninguno. En pre-escolar se intenta que sea el mismo profesor durante 3 años, pero sólo porque es una de las etapas formativas más delicadas.

En Language Solutions España creemos que, para conseguir clases de la mejor calidad, lo mejor es cambiar de formador de idiomas porque:

  • No se establece una relación de confianza, por tanto, los alumnos y el profesor se esfuerzan más en cada clase.
  • Cada formador tiene un estilo y una personalidad para enseñar, muy importantes en la interacción con los alumnos (método comunicativo).
  • Es positivo para los alumnos practicar distintos a centos.
     

¿Puedo tener un buen proveedor de idiomas y malos profesores?

Se pueden tener malos profesores puntualmente, pero la diferencia es que un buen proveedor no los mantiene mucho tiempo trabajando con ellos.
En nuestro caso, buscamos trabajar con los mejores formadores y educadores, profesionales de la enseñanza que sientan verdadera pasión por los idiomas. Nosotros creemos firmemente que el éxito del servicio depende de las personas que componen el equipo: si tu proveedor es bueno, trabajará con los mejores profesionales. Si conoces a alguien así, no dudes en comentárnoslo, estaremos encantados de conocerlo/a.

Como puedes ver, la formación es un área muy compleja donde hay que tener en cuenta factores muy diversos. Además, el sector de la enseñanza de idiomas tiene sus propias particularidades que sólo un proveedor especializado en empresas puede aportarte y resolver para ti.  Aprender un idioma es como una maratón, requiere mucho esfuerzo y muchas horas. Si además tenemos que aprenderlo en el trabajo, necesitamos de profesores que sepan motivar a cada uno de los alumnos, y de profesionales que comprendan las necesidades de los dptos. de RRHH y de cada empresa. Sin duda, el éxito de una buena formación de idiomas, está directamente relacionado con tener a buen formador, personas apasionadas y excelentes profesionales.

 

Si te gusta este artículo, por favor compártelo con quien creas que le puede interesar. Si te gustaría saber más sobre nosotros, puedes solicitar aquí conocernos sin compromiso, estaremos encantados de asesorarte. También puedes descargar aquí nuestra información.

AUTOR: Language Solutions
0 COMENTARIOS
18 consejos para retomar la formación de idiomas

Después de algunas semanas de vacaciones vuelve septiembre, mes de la vuelta al cole,  de nuevos propósitos y de días con 12 horas de luz. A disfrutar, que sigue siendo verano hasta el día 21, y para que lo lleves maravillosamente el 13 de septiembre se celebra el día internacional del chocolate.

También vuelve el despertador, los viajes de metro, el coche y el síndrome post vacacional, pero no pasa nada. A lo largo del año nos hemos esforzado para hacer un buen trabajo y poder volver de las vacaciones sin agobios. Puede que al principio no sea fácil volver a la rutina de la oficina: por si te viene bien existen medidas para hacerlo más llevadero.

Respecto a la formación de idiomas, vuelven las clases. Después del parón de verano es normal que haya temas pendientes y que el cuerpo no vaya todo lo rápido que de costumbre. Muy probablemente tengas muchos frentes abiertos, así que queremos aprovechar esta entrada de blog para darte algunos consejos que te ayudarán ponerte al día con la formación. Empecemos:

Evaluación de la formación pendiente

  1. Revisa las encuestas y evaluaciones de las últimas formaciones realizadas.

  2. Ponte al día con los papeleos pendientes para la bonificación de los cursos.

Plan de formación anual

  1. Revisa los indicadores de calidad y rendimiento, te ayudará a saber en qué punto estás y qué medidas tomar para los próximos meses.

  2. Retoma la planificación de los cursos, recuerda empezar cuanto antes porque septiembre pasa muy rápido y  diciembre es muy corto.

  3. Antes de agendar más formaciones, plantéate desde un punto de vista realista qué presupuesto tienes y cuántas formaciones de las planificadas podrás llevar a cabo.

¡Atención! Reconfirma toda la formación.
El no hacerlo ocasiona grandes retrasos, pérdida de tiempo y esfuerzo para formadores, alumnos y técnicos de formación. Si quieres evitarlo:

  1. Si vas a cambiar el formato de las clases revisa previamente el contrato de tu proveedor.

  2. Revisa la dirección de los centros donde se impartirá la formación este año.

  3. Consulta que los alumnos del curso anterior vayan a continuar.

  4. Realiza cuanto antes las pruebas de nivel de los alumnos que se van a incorporar.

  5. Reconfigura los grupos con el proveedor.

  6. Comunica todos los posibles cambios al proveedor cuanto antes.

  7. Comunica internamente la fecha de arranque del plan de formación acordada previamente con tu proveedor.

Aulas de formación y material
En algunos centros de trabajo ha parado totalmente la actividad durante el verano, por eso es necesario:
 

  1. Revisar el estado de las aulas y espacios de formación.

  2. Comprobar que todos los equipos funcionan correctamente.

  3. Que haya el material de oficina necesario para llevar a cabo las formaciones.

  4. Actualiza el calendario de reservas de las aulas de formación.


Aulas y material formación de idiomas en la empresa


FUNDAE

  1. Asegúrate que no tienes documentación pendiente de enviar de cursos anteriores, como las últimas evaluaciones o encuestas.

  2. Analiza el crédito que te queda libre para los próximos meses.
     

Si además de gestionar la formación también recibes formación en idiomas es posible que tus conocimientos y los de tus compañeros estén un poco oxidados, así que aprovechamos para darte algunos consejos y “refrescar el idioma” de una forma práctica y divertida.

  • Completa los ejercicios pendientes del último curso.

  • Acude al rincón de “ejercicios extra” del proveedor de idiomas para avanzar.

  • Chequea los horarios y la disponibilidad del formador para tu próxima clase.

  • Si has viajado al extranjero recuerda lo que aprendiste viajando ordenando fotos, tickets o compras, se reactivará rápidamente en tu memoria.

  • Escucha música o la radio en inglés. Si escuchas música en YouTube o en plataformas de streaming como Spotify, también te puede ayudar mucho montar una “playlist” de canciones en inglés y escucharla con las letras delante.

  • Si eres usuario de Netflix o HBO, mira series y películas en inglés con subtítulos.

  • Si te es posible practica con alguna persona nativa, si no lo encuentras también puedes buscar foros, chats de idiomas o algún grupo en Facebook.

Esperamos que encuentres útil estos consejos, que te tomes la vuelta al trabajo con mucha calma, vayas de menos a más y disfrutes todo lo posible del nuevo curso con ideas, planes y propósitos ilusionantes, ¡bienvenidos!

previo
2 / 13
13
siguiente